¿Conviene el trato directo en la compraventa o renta de una casa?

Al alquilar o vender una casa, es necesario plantearse si lo haremos con un proveedor (inmobiliaria) o por medio de trato directo.

Comprar un bien inmueble por medio de trato directo a veces es un verdadero dolor de cabeza. Y es que es una realidad que este método de compraventa tienen sus ventajas y sus desventajas como todo negocio en la vida que te explicaremos a continuación. 

Trato directo

Esta es la acción de vender o alquilar una casa por nuestros propios medios y sin contratar una inmobiliaria que realice el negocio por nosotros.

Si bien promocionar la venta o renta de una vivienda es fácil en la teoría, en la práctica se complica de alguna manera y es que al quitar a los intermediarios, también estamos quitando algunos seguros que nos amparan. 

Inmobiliaria

De esta manera el alquiler o la venta de la vivienda se pone en manos de  profesionales del sector, que ayudan a rentar o vender tu propiedad en un tiempo determinado, lo que ayuda a evitar conflictos que a la larga podrían costar muy caro y aunque a corto plazo puede suponer un mayor gasto que si lo hacen ustedes mismos la realidad es que suele ser a la larga bastante rentable.

Ventajas del trato directo Vs desventajas de la inmobiliaria

  • Cuando decidimos rentar o vender nuestra cas por nuestros propios medios, esto supone en la teoría mayores ganancias, ya que supuestamente nos ahorramos el porcentaje de comisión que se lleva la inmobiliaria. Bien, pues es una realidad que deberíamos ya tener en cuenta que la venta directa consumirá bastante tiempo, por lo que podríamos valorar este aspecto, de inicio. En el caso de rentar, a llevarse a cabo este servicio de manera exitosa, la agencia tendrá que cobrar honorarios que serán equivalentes a un mes de renta, por lo general. Esto también ocurriría si se decide vender la vivienda.
  • Al alquilar o vender la vivienda por uno mismo, uno pone los términos y condiciones que crea convenientes, así como anunciarla exactamente en los sitios que más nos convenga. 
  • En caso de llevar a cabo la renta o venta por uno mismo, es un hecho que se dedica más tiempo que en el caso de un agente inmobiliario que necesita hacer el trabajo de 20 inmuebles más a la par.
  • Al vender o alquilar el inmueble por uno mismo, se tienen ventajas como evitar que se produzcan malentendidos y si los hay, se solucionan rápidamente. Una agencia inmobiliaria siempre funcionará como tercero e interlocutor y es más fácil que se produzcan este tipo de situaciones, donde la comunicación es deficiente. 
  • La negociación del contrato será más rápida en el trato directo de venta o renta. Sólo intervendrán arrendador y arrendatario de manera personal, lo que apresurará el proceso de manera favorable. 

Desventajas del trato directo Vs ventajas de la inmobiliaria

El proceso a una agencia es distinto y por ende podremos encontrar numerosas ventajas, como asegurar que el inquilino pague en caso de alquilarla. 

  • De inicio, ahorrarás tiempo en caso de ser una persona con agenda apretada. 
  • Un agente inmobiliario sabe cómo encontrar clientes potenciales.
  • La asesoría de una inmobiliaria es vital si es tu primera vez en este negocio. Evitarán posibles estafas.
  • La orientación sobre las condiciones y precios de mercado más comunes para el tipo de propiedad que están ofreciendo, los conocen a la perfección y por ende, la venta o renta de tu inmueble no se demorará tanto tiempo. Así será más probable que tú no te excedas en el costo de tu vivienda por aspectos sentimentales y por ende no logres concretar un negocio durante años o bien que la malbarates.
  • El papeleo lo facilita la figura del corredor, que se tendría que contratar con la agencia.
  • Los agentes inmobiliarios tienen conocimiento de las leyes relacionadas con arrendamiento de casas. Así que el contrato estará esperándote sin problema en el futuro.
  • En el caso de alquiler, el inquilino estará en todo momento comprometido para efectuar el pago a tiempo y el dueño de la vivienda el cobro de la mensualidad de un modo u otro. En este sentido no basta con solicitar una nómina o contrato de trabajo sino que es necesario también solicitar un aval bancario o un depósito.

Por: Azenet Folch

2 thoughts on “¿Conviene el trato directo en la compraventa o renta de una casa?

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: